DOS JOVENES ACUSADOS DE INCENDIARIOS

Posted on agosto 7, 2011

0


DOS JOVENES, ACUSADOS DE INCENDIARIOS

Datos de Manuel Berges Cetina, Redacción de Ascensión Morales Cetina

De los recuerdos de Don Manuel Berges Cetina, traemos este relato DOS JOVENES ACUSADOS DE INCENDIARIOS.  En efecto. Entre los numerosos hijos que tuvo el Capitán Berges, hermano del Lic. Clodoveo Berges, estaba  Carlos, quien junto a don Venancio Esquivel  fueron acusados de ser los autores de los incendios que ocurrían en Ciudad Flores en aquella época en que las casas eran de techo de guano la mayoría.  Por tal razón, el entonces Juez de la. Instancia, Comandante de Armas y a su vez Jefe Político de Peten, Lic.. Clodoveo Berges Cenados, dio orden para que a don Venancio le dieran 500 palos, desde luego,  por pocos, o sea a plazos…y se giró orden de captura contra Carlos Berges, hijo del Capitán Berges.

El Jefe Político, dio instrucciones a la Guardia que, de capturar a su sobrino Carlos, le  recetaran 1000 palos,  Ante esta situación, el Cap., su padre  fue a hablar con el Lic. Berges quien era su hermano de padre y madre,  diciéndole que ante la amenaza que había contra su hijo, lo sacaría de Peten hacia Benque Viejo del Carmen pues, que si lo capturaran para fusilarlo lo  presentaría; pero si era para darle 1000 palos, no lo llevaría ante este altercado, el todopoderoso Jefe Político, ordeno al Sargento Jon Jon, que le diera 10 sharpazos al Cap.  Berges por insubordinado; pero este, mas bravo que un león, le quito la espada al sargento, se la quebró en dos pedazos y se los tiro a la cara,….

Inmediatamente, mandaron a rodear la casa del Cap. Berges en donde se encontraba su familia y desde luego su hijo Carlos, este asedio duró cinco días, estando los soldados en la manzana completa por esos rumbos donde esta la bomba de agua potable de Ciudad Flores, Peten; En una de esas ocasiones, Berges mando a llamar al Sargento) Aguilar para ver como resolvían el problema, pues, por una parte, necesitaba que se suspendiera esa acción y por la otra lograr que Carlos saliera hacia Benque Viejo del Carmen. Desde luego, el Sargento Aguilar, era de la máxima confianza del Cap. Berges. Quedaron de completo acuerdo fraguando la forma como se desarrollaría la fuga…. En una madrugada que se había suspendido momentáneamente la vigilancia bajo el Sargento Aguilar con sus soldados para realizar la ronda correspondiente, Salió el Cap. Berges» y como era su Superior, los invito a tomar un trago para el frío de la madrugada, ellos accedieron, entraron a una cantina que estaba a la vecindad, y mientras degustaban el rico licor, Carlos salió por la playa, se dirigió a la Playa del Trapiche en San Miguel donde ahora esta la calle o subida central de esa población, allí lo esperaba un practico, una mula de carga, un caballo. Apresuradamente, emprendieron rumbo al oriente y cuando llego la alborada ya se encontraban lejos de su tierra natal, rumbo al exilio,  huyendo del abuso de poder y de los cien palos.

El Cap. Berges, había dado a su hijo suficiente dinero  e instrucciones para que no se detuviera en ningún lugar. Cuando, el Jefe. político, Comandante de Armas y Juez de Primera Instancia Departamental, se enteró de la fuga averiguo quien había estado de turno esa noche, y al saber que era el sargento Aguilar, lo llamo,  ofreciéndole una buena apaleada y encarcelamiento perpetuo. Pero esto fue evitado por el Cap. Berges, quien dijo al Jefe:  Aguilar no tiene responsabilidad en lo que ha sucedido, el  único responsable soy YO…….

Los acontecimiento que estamos dando noticia, ocurrieron allá  por el año 1915 del presente siglo, cuando gobernaba el País el Lic. Manuel Estrada Cabrera  amigo intimo y compañero de estudios del Lic. Berges Penados, quien era aquí  en Petén  SOTA, CABALLO Y REY….. así lo dice don Manuel. Un tiempo después, unos paisanos encontraron en Belice a Carlos Berges, hermano de Don Jovito,  padre de Manuel,  y vinieron contando que les había dicho que se iría a Nicaragua, que añoraba a su tierra, no olvidaba a su familia,; pero que ante tanta injusticia y abuso de poder que había aquí, no volvería jamás a Peten….. Nuestro relator termina diciendo:  NUNCA MAS, SE TUVO NOTICIA DE MI TIO CARLOS, HASTA LA FECHA. ….. .queda mirando al cielo y su mirada se perdió  en el infinito…..y una temerosa lagrima resbaló por su mejía, nosotros cerramos nuestra libreta de apuntes.

Anuncios